Julian Assange quedará por fin libre luego de aceptar un acuerdo con EU

Julian Assange, fundador de Wikileaks, quedará libre en horas, luego de un acuerdo con Estados Unidos.

Estuvo recluido 14 años, la mayoría de los cuales permaneció refugiado en la embajada de Ecuador en Londres, hasta cuando el país suramericano lo traicionó y lo sacó a la fuerza y lo entregó a las autoridades británicas.

Se trata del editor australiano Julian Assange, acusado por Estados Unidos de violar sus leyes de seguridad por haber publicado en internet al menos 250,000 documentos militares secretos.

Assange acaba de reconocer que violó leyes antiespionaje, como parte de un acuerdo mediante el cual Estados Unidos permite que salga en libertad y vuelva a Australia, luego de cinco años en una cárcel británica.

De 52 años, Assange protagoniza todavía uno de los episodios más interesantes en cuanto a la libertad de difusión y el derecho de publicación en las redes sociales de internet, por lo cual arriesgó penas hasta de 170 años de prisión.

Un documento entregado a un tribunal federal de Estados Unidos dice que Assange, fundador de WikiLeaks, “conspiró a sabiendas e ilegalmente” para “recibir y obtener documentos relacionados con la defensa nacional” y “comunicar esa información a personas que no tenían derecho a recibirlos”.

A los documentos tuvo acceso cualquier persona con un computador conectado a internet.

Como simple formalismo, Assange comparecerá ante el ribunal de la remota población de Saipan, en las Islas Marianas del Norte, territorio administrado por Estados Unidos en el Pacífico sur, cerca de Australia.

El delito por el que Assange se declara culpable conlleva una pena máxima de 10 años de prisión, pero se espera que el acusado comparezca ante ese tribunal y sea condenado a 62 meses, que se darían por cumplidos con el tiempo pasado en la prisión británica, lo que significa que quedaría en libertad.

Antes de este acuerdo, el Gobierno de Estados Unidos acusaba a Assange de 17 delitos contra la Ley de Espionaje y uno por intromisión en un ordenador. El editor y programador australiano se enfrentaba a una pena máxima de 170 años de prisión, principalmente por la filtración de más de 250.000 documentos clasificados del Departamento de Estado estadounidense en noviembre de 2010. 

Assange lleva cinco años en la prisión de alta seguridad de Belmarsh, a las afueras de Londres, y antes pasó siete años en la embajada de Ecuador en Londres hasta que se le retiró el asilo y fue sacado a la fuerza de la embajada y detenido en abril de 2019.

El proceso de extradición estaba en punto muerto. Los magistrados del Tribunal Superior de Justicia en Londres consideraban insuficientes las garantías de Washington de que el fundador de Wikileaks recibiría un juicio justo si era enviado a Estados Unidos.

Assange sostenía que la publicación de los documentos confidenciales era un asunto de interés público y que le protegía la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos, que ampara la libertad de expresión. Washington, sin embargo, sostenía que la filtración puso en peligro a fuentes, ciudadanos y la seguridad nacional estadounidenses.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, reconoció en abril pasado que Estados Unidos se planteaba aceptar una petición de Australia para poner fin al proceso legal contra Assange.

Siguenos

Lo más leido

Animal Político

Bogotá - Colombia
Teléfonos (+57) 316 2663088 - (+57) 3017683667
denuncie@animalpolitico.co

Información

Contacto